OPINIÓN DE JUAN CAPACHO

Según las declaraciones de las organizaciones que mantienen bloqueos ilegales en mi opinión personal puedo concluir:

Dicen que siguen los bloqueos y solo reclaman una cosa ; mantener impune su feudo cocalero y convertir a Catatumbo en republiqueta independiente.

No aceptan que el estado de derecho consolide la seguridad y prosperidad de la región.

La erradicación, aspersión, sustitución de cultivos ilícitos es urgente y necesaria para liberar el departamento del mayor mal que nos azota: la coca que alimenta, financia el terrorismo; consume las familias en la tragedia de la violencia y la drogadicción.

He sido partidario de los diálogos que se ha adelantado con los promotores del paro, reconozco el liderazgo del Sr Gobernador y los señores alcaldes que ha permitido que las protestas se desarrollen en total tranquilidad además de gestionar los reclamos legítimos de los diferentes sectores. Pero no puede ser aceptable que nos perviertan la realidad, la legalidad que nos quieran acostumbrar a que lo ilegal, lo malo se acepte como bueno. No podemos aceptar que pasen los días, semanas, hasta ya 1 mes bloqueados, secuestrados, arrastrando la economía a la quiebra, los empresarios generadores de empleos y familias al desespero, al endeudamiento, con desabastecimiento, alzas de precios, poniendo en riesgo la operación energética de Ecopetrol que surte de gas a Cúcuta, bloqueando la misión médica, impidiendo la vacunación, la reactivación económica, aumentando el riesgo de COVID que por cierto avanzamos rápidamente a un nuevo pico con 85% ocupación UCI, además en constante amenaza y hostigamiento a la fuerza pública para impedirles su trabajo lo elemental del estado que es garantizar la seguridad de todos.

Será que ya podremos proceder a liberar las vías del secuestro que padece la población con el uso de fuerza pública como lo ordenó hace casi de dos semanas el Sr Presidente Duque y su ministro de defensa ? Que hace falta ?

No podemos aceptar un “corredor humanitario” y que se continúen los “diálogos” con bloqueos para que se siga socavando la autoridad, la legalidad y el estado derecho.

¡No más bloqueos!

Una minoría autoritaria en la ilegalidad No puede impedir la libre movilidad, la reactivación económica, alterar el orden público y vulnerar los derechos de todo el pueblo colombiano.

Los bloqueos u obstrucción de vía pública son delito, son una manifestación de violencia que pone en peligro los derechos de todos los ciudadanos.

Será que los convocantes, incitadores y participantes de esta bellaquería entenderán que pueden estar inmersos en infracción a la ley penal y sus consecuencias?

Los invito a leer el Código Penal
Artículo 353A. Obstrucción a vías públicas que afecten el orden público.

Sobre los “grafitis” no se puede aceptar como normal la vulneración a la integridad del espacio público con “expresiones” ó mensajes que incitan al odio e irrespetan los símbolos patrios. La institucionalidad está en mora de hacer una intervención a estos casos que se mantienen impunes y están reguladas por el código de policía, normativa ambiental y protección al patrimonio cultural.

¡Amo mi ciudad, mi región, mi patria y quiero verla libre, ordenada, próspera, gloriosa y limpia!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.